Uncategorized

La barriga del hombre y de la mujer

¿Es cierto que los hombres tienden a desarrollar barriga y las mujeres cartucheras?.  ¿Hombres y mujeres tienden a acumular la grasa en distintas partes del cuerpo?. ¿Existe algún motivo para que esto ocurra?. Estas preguntas tienen un interés más allá del puramente estético, la acumulación de grasa en el abdomen es un factor de riesgo principal para desarrollar enfermedades del corazón, cáncer y diabetes del tipo II.

Expertos que han investigado el tema con más profundidad consideran que cuando los hombres y mujeres siguen una dieta rica en grasas las mujeres tienden a acumular más grasa en el abdomen que los hombres. En cambio, si se sigue una dieta normal son los hombres los que tienden a acumular más grasa en el vientre.

Un enzima parece ser la clave

Al seguir una dieta rica en grasas, los niveles de un enzima específico conocido como ALDH1A1 son mayores en la mujer que en el hombre. Este enzima tiene la propiedad de favorecer la generación de hormonas relacionadas con la producción de células grasas (lipocitos) en la zona del vientre.

Se han hecho experimentos con ratas a las que se les ha extraído este enzima. A pesar de mantener una dieta alta en calorías las ratas alteradas permanecían delgadas mientras que sus compañeras, las que conservaban el enzima  ALDH1A1, aumentaban claramente de peso.

Cuando se repitió el mismo experimento con ratones también se observó una diferencia de peso en favor de los ratones que conservaban el enzima, aunque esta diferencia era mucho menor que en el caso de las ratas. Adicionalmente, estudios posteriores dieron a conocer que las ratas a las que se les había privado de este enzima producían un tipo de proteínas  que necesitaba quemar más grasa para producir energía.

Este enzima también se encuentra en el tejido humano con unos niveles mayores en mujeres que acumulan mucha grasa en el vientre. La cantidad detectada en mujeres delgadas es mucho menor. Es posible que los tratamientos de adelgazamiento del futuro pueden basarse en el control de este enzima.

La menopausia

Estudios posteriores también permitieron comprobar que los estrógenos ayudan a bloquear la acción del enzima favorecedor de la grasa en el vientre. Para comprobar si la acción del estrógeno estaba relacionado con la formación de grasa abdominal se extirparon los ovarios de un grupo de ratas que tras iniciar el periodo de menopausia, empezaron a producir mayores cantidades de ácido retinoico, compuesto que favorece la concentración de grasa en el organismo.

Este mecanismo podría explicar porqué las mujeres tienden a ganar peso después de la menopausia. En un artículo reciente hablamos sobre la dificultad que tenían las mujeres menopaúsicas para mantener el peso bajo control durante largos periodos de tiempo, tras seguir una dieta de adelgazamiento.

Conclusiones

Cuando una mujer sigue una dieta rica en grasa se activa un mecanismo de regulación hormonal que favorece la producción de mayores niveles de ácido retinoico, haciendo que su metabolismo sea más ahorrativo. El resultado es un almacenamiento mayor de grasa que el cuerpo no puede consumir en su totalidad.

Se ha comprobado en diversos experimentos con ratas que suprimiendo el encima ALDH1A1, involucrado en el proceso de acumulación de grasa en el vientre, se consigue  “quemar” más grasa y reactivar el metabolismo.

Referencias: Autocrine Function of Aldehyde Dehydrogenase 1 as a Determinant of Diet- and Sex-Specific Differences in Visceral Adiposity

Leave a Reply