Uncategorized

Propiedades del cebollino

Cultivar cebollino

El cebollino es una planta resistente con hojas muy delgadas que crece de los bulbos. Pertenece a la familia de la cebolla y está estrechamente emparentada con el puerro, el ajo y la chalota. Tolera casi todo tipo de suelos y se puede cultivar en jardín o maceta. Necesita un riego frecuente y cierto aporte de nutrientes. Se puede reproducir dividiendo los bulbos a principios de primavera o de otoño. Plantas y árboles que tienen una relación beneficiosa con el cebollino si se plantan cerca son las coles, manzanos, zanahorias, puerros, tomates y rosales.

Propiedades y beneficios

Los estudios realizados hasta el momento sobre los efectos de los compuestos azufrados del cebollino (y otras plantas de su misma familia), señalan su gran potencial para prevenir la aparición y progresión de ciertos tipos de cáncer. En particular de estómago y esófago, aunque también se han observado efectos beneficiosos en el cáncer de mama, pulmón y colon.

Otros efectos beneficiosos de los compuestos azufrados del cebollino están relacionados con su capacidad de favorecer la digestión y  efecto beneficioso sobre el sistema circulatorio

Uso en cocina

El cebollino suele picarse para aromatizar quesos, purés de patata,  tortillas y otros platos de huevo. Su delicado aroma multiplica el valor gastronómico de muchas elaboraciones como salsas, sopas y aliños. También se utiliza en platos de pescado, especialmente de salmón.

Conservación del cebollino

Lo ideal es consumir el cebollino fresco pero también puede conservarse en sal. Para ello sólo hay que cortarlo a trocitos y mezclarlos con sal marina sobre una bandeja. Hornear a unos 30 grados hasta que el cebollino esté seco. A continuación se maja la mezcla con un mortero y se conserva en un tarro cerrado. Puede utilizarse para sazonar pescados, salsas, sopas, tortillas y carnes.

Leave a Reply